El juego entre hermanos

Cuando esperas el segundo hijo, todos, pero TODOS te dicen:

“Has hecho bien, ya verás como jugarán juntos y cuánto se divertirán!”

IMG_8052

Honestamente no sé cómo funciona en los otros casos, pero en el mío no es que jueguen tanto juntos.

Leon está justo en la fase explosiva de descubrir el mundo y su método para conocerlo se puede resumir en: “yo destruyo”

Thiago está en la fase del pequeño lego, donde monta y desmonta con minuciosa precisión los trucks, camiones de remolques y autos de carrera.

Entonces, partiendo de esta premisa, se puede intuir que el punto de encuentro de ambos es lo mismo que dos líneas paralelas.

“Mamá vuelve a dormirlo, quiero jugar solo”

“Mamá dónde está Leon, quiero jugar con él”

“Mamá porqué lo trajiste?”

Leon todavía no habla pero te hace comprender muy bien sus desacuerdos modulado sonidos agudos.

Por ahora, esto de “jugar juntos” todavía no lo he visto pero soy optimista, por lo que mis certezas sobre este tema son:

EL JUEGO ENTRE HERMANOS

En el juego la hermandad es un plus! Dos niños que están jugando entran en un mundo de la fantasía donde utilizan códigos y lenguajes exclusivos entre ellos. Mamá y papá por más que se esfuercen estarán siempre un paso atrás respecto a la diversión del juego entre hermanos.

No debo intervenir. Y debo morderme la lengua ya que siempre tendré las ganas de decir lo que tienen o no tienen qué hacer cuando está por explotar una pelea… y esto es un error. Porque a veces la bomba se aquieta sola y ellos aprenden a regularse.

El humor: Los hermanos entre ellos se bromean y de una manera diferente a como se hace entre padres e hijos. Por esto desarrollan un humor más agudo y compartido.

Y tal vez nosotros los adultos tendríamos que aprender a que ellos cuando discuten por un juego no tienen rencor, que ellos se divierten con su imaginación y que tienen la gran obstinación de querer conquistar el mundo.

El humor para los padres, para sobrevivir, es indispensable.

2018-09-27T22:23:14+00:00

Leave A Comment